Preparando deliciosas recetas de gelatinas espumosas

En el caso de la variedad que existe de preparación de gelatinas, están las gelatinas espumosas, en pasos sencillos y rápidos aprenderás a preparar recetas de gelatinas espumosas.

De hecho, este tipo de recetas de gelatinas son deliciosas, pues su sabor es parecido a los postres estilo Mousse, que son cremosos y muy suaves.

Sabrás que estas recetas son de muy alto nivel, además, te asegura resultados óptimos.

De inmediato te indico lo que necesitas para preparar recetas de gelatinas espumosas, veamos:

Recetas de gelatinas espumosas, tradicional:

Ahora bien, en toda receta siempre hay una receta base, de tal manera que de ella preparamos otras recetas.

No más rodeos, comencemos a preparar nuestra rica receta, sin lugar a dudas, ¡Deliciosas!

Ingredientes:

Un paquete de gelatina, básicamente la de tu preferencia.

360 mililitros de leche evaporada.

1 taza de agua.

Fruta para adornar.

Sirope de tu preferencia.

Consideraciones:

Es recomendable tratar de escoger la fruta del mismo sabor que la gelatina, a pesar de querer contrastar sabores.

Es importante recordar que la leche evaporada debe estar fría.

Preparación:

Uno de los pasos básicos para preparar gelatina, desde la más sencilla, hasta la más compleja es diluir o hidratar la gelatina.recetas de gelatinas espumosas

Debes diluir o hidratar la gelatina en medio vaso de agua hirviendo.

Toda vez que hayas hidratado la gelatina agrega agua fría para entibiar.

Ahora, vierte el contenido en la licuadora con los demás ingredientes hasta que la mezcla quede homogénea.

Antes de incorporar la leche evaporada fíjate debe estar fría.

Indiscutiblemente, llegó el momento de licuar la mezcla hasta que todos los ingredientes se integren y quede la mezcla quede espumosa.

Antes que nada, debes vaciar sobre los moldes que vas a usar o en copas individuales, que se ve genial.

Por otro lado, que recuerdes que este tipo de recetas necesita a más tardar 4 horas de refrigeración.

Un consejo, no dejes de leer el artículo, pues te daré algunos consejos que debes saber para decorar este tipo de recetas de gelatinas espumosas.

Te gustaría hacer gelatinas de colores, solo haz click aquí  y anímate a preparar más recetas.

Recetas de gelatinas espumosas con leche condensada.

Esta receta es sencilla y con pocos ingredientes, primeramente recuerda que siempre tendrás una receta básica a la que le agregarás los ingredientes que tu desees combinar.

Un paquete de gelatina o grenetina del sabor de tu preferencia.

1 pote de leche evaporada.

Una lata de leche condensada.

2 tazas de agua.

Nueces trozadas.

Paso a paso:

Hierve las dos tazas de agua.recetas de gelatins espumosas

Disuelve la gelatina o grenetina en el agua bien caliente.

Toda vez que hayas hidratado la gelatina agrega agua fría para enfriar.

Procede a Licuar la leche evaporada y la leche condensada. recuerda que debe estar fría, hasta que quede espumosa.

Agrega poco a poco la gelatina, la cual debe estar tibia.

Licuar hasta que la mezcla quede homogénea, en consecuencia tendrás algo parecido como un mousse.

Por otra parte, debes  colocar una capa de nueces picada en trozos pequeños en el fondo del molde.

En este momento, vierte la mezcla completa en el molde, como resultado obtendrás la mezcla casi lista.

De igual importancia es esperar que enfríe o comience a cuajar para llevar a la nevera.

Ahora, deja refrigerar un mínimo de 4 horas o de un día para otro.

Al momento de servir las raciones, recuerda sacar la gelatina, al menos 5 minutos antes.

Fortalece tus conocimientos de postres descargando una muestra del curso totalmente gratis solo  HAZ CLICK AQUÍ.

Obviamente, las recetas de gelatinas espumosas, con crema de leche o media crema te aseguran un éxito infalible.

De la misma manera, hay otras de las opciones que hay en la preparación de gelatinas espumosas.

Una es agregar crema de leche o media crema, le da un toque muy cremoso y suave, veamos.

Ingredientes:

1 sobre de gelatina del sabor de tu preferencia.

un  litro de agua.

con un  sobre de gelatina o grenetina sin sabor, es suficiente

1 lata de leche evaporada.

un  paquete de crema de leche.

Fruta para adornar.

Esencia de la fruta que usarás.

Preparación:

Indiscutiblemente quedarás sorprendida de lo fácil de es:

En acto seguido, en una olla hierve medio litro de agua.

En un envase, vierte un sobre de gelatina de sabor y agrega media taza de agua hirviendo.

Asegúrate de remover la mezcla hasta quedar bien diluida, incorpora media taza de agua fría.

Mientras tanto, vierte el sobre de la gelatina sin sabor y agrega media taza de agua bien caliente.

En este paso toda vez que hayas diluido la gelatina agrega media taza de agua fría.

De igual importancia es, las preparaciones de gelatina, deben quedar bien diluidas y sin grumos.
recetas de gelatinas espumosas

A la gelatina sin sabor, agrega un toque de esencia de la fruta o de sabor a chicle si prefieres.

Debes verter medio vaso de agua fría a cada envase de gelatina.

En la licuadora, vierte la leche evaporada y la crema de leche, mezcla bien que que se integren los ingredientes.

Ahora, incorpora a la licuadora la mezcla de la gelatina con sabor y sigue licuando por un lapso de 4 minutos.

Procede a vaciar una capa de gelatina sin sabor con la esencia y una fina juliana de la fruta que usaste para la gelatina.

En este momento, espera a que la primera capa cuaje, de hecho, que se vea algo dura.

Debes verter el resto de la mezcla espumosa y deja enfriar aunque tengas prisa.

Recuerda, debes esperar a que la mezcla enfríe o que comience a cuajar para refrigerar.

Saca la gelatina de la nevera y desmonta.

Tan pronto como la desmontes querrás comértela de una vez.

En consecuencia, tendrá una obra de arte, una delicia, un postre infalible.

De la misma manera, aprende más ideas para preparar recetas de gelatinas espumosas, haz click aquí.

Decoración:

Ahora, debes colocar la gelatina en un molde grande, la decoración la debes hacer en cada plato que sirvas.

También decora con fruta picada en trozos pequeños y finos.

Decora, un ejemplo: con pasas, nueces o las almendras, todo tipo de dulces secos que ofrecen un sabor fantástico.

Del mismo modo, al hacer capas, estas deben tener al menos un cm de espesor.

Previamente, debes esperar a que cuaje para colocar la capa espumosa.

La decoración en frutas puedes colocarla en la primera capa, de tal manera que al desmontar quedará arriba.

En particular recomiendo usar hojas de menta, chispas de colores o chocolate, fresas picadas, almíbar entre otras cosas para variar la decoración.

Especialmente, no olvides, tienes que engrasar el molde con clara de huevo o aceite vegetal.

Recuerda que la decoración es a tu gusto.

En cualquier caso, todo depende de tu creatividad, especialmente  de imaginación para preparar ricas recetas de gelatinas espumosas y cualquier otra que te provoque.

Dejame Tu Comentario